¡Feliz Día del Hincha!

Como cada 30 de noviembre, los Cuervos y las Cuervas celebramos nuestro día. Hace 22 años, le dijimos que no a la privatización, en una gesta que merece ser recordada con esta pasión y orgullo.

Hoy es un día especial. Unico. Que nos llena de orgullo a cada sanlorencista. Porque aquel 30 de noviembre de 2000, la gente de #SanLorenzo mostró, una vez más, su inmensa grandeza.

Ya venía movilizándose, con marchas y protestas, ante la inminente privatización. Y en aquella jornada soportó una salvaje represión en el propio Bidegain, que dejó varios heridos.

Finalmente, y gracias a la gloriosa resistencia del pueblo azulgrana, que soportó la represión, los palos y las balas de goma, se impidió la firma del contrato con la empresa ISL, con sede en Suiza. Meses después, ISL quebró. El mensaje fue claro: “San Lorenzo no se vende”.

San Lorenzo es mucho más que el fútbol que tanta pasión genera y tanta gloria le dio. Es un club polideportivo, con un profundo espíritu social, abierto a la gente, al barrio, a todos los que necesitan un espacio de contención y un lugar de referencia. Eso nos hace inmensos.

Leé también   ¡Vamos que sigue!

Por eso, cada 30 de noviembre celebramos el Día del Hincha de San Lorenzo. Porque la pasión no se vende.

Porque siempre seremos un club social.

Porque jamás vamos a perder nuestra identidad.

¡Gracias, Cuervos y Cuervas, por ser parte de este incomparable sentimiento colectivo!

 

(Prensa CASLA)