De atrás para adelante

*Por Sebastián Giménez. Escritor. Autor del libro “Veinte relatos cuervos”

 

Un viejo dicho futbolístico reza que los equipos se arman de atrás para adelante. Como cualquier otra sentencia de este deporte, posee una verdad bien relativa en los vaivenes de los resultados. De atrás para adelante. De menor a mayor. La necesidad de que cuatro hombres y el arquero sean seguros atrás. Y después adelante vemos qué podemos hacer. San Lorenzo habrá jugado bastante bien veinte, veinticinco minutos de este partido en el Sur por la octava fecha.

Leé también Fecha FIFA: Adolfo Gaich y Marcelo Herrera fueron convocados por Batista para enfrentar a México

Casi que jugó aguantando San Lorenzo en cancha de Banfield la mayor parte del partido. Sobre todo, desde la expulsión de Poblete casi al final de primer tiempo. Todos somos líricos menottistas hasta que nos expulsan al principal volante de marca. Con un gol de más y un hombre de menos, Juan Antonio Pizzi hizo la lógica y se disfrazó de Patón Bauza o del mismo Julio César Falcioni, sentado en el banco rival. Dos líneas de cuatro, y arriba vemos qué podemos hacer. Todos abajo y Dios de nueve.

Y Banfield inclinó la cancha en un dominio territorial que no nos lastimó tanto, y la defensa de tanto rechazar se volvió bastante confiable. Y hasta el arquero se animó a salir en algunos centros. De atrás para adelante se arman los equipos. Afuera los Romero, adentro los Pittón. Y Bruno que dejó la joya de ese golazo en el amanecer el partido, que el goleador del equipo es el número tres. Que trajimos a los Romero, Ramírez, Bareiro, la mar en coche pero los goles los mete este lateral izquierdo. Viajamos a China y Brasil a buscar el fútbol, que por ahora se derrama en cuenta gotas, y los goles los termina marcando un santafesino.

Leé también (VIDEO) Resumen Banfield – San Lorenzo

Había que ganar y se ganó. Que de eso se trata. Cuando te sonríe el resultado, luego de una semana difícil luego de la derrota con Boca, ganás tranquilidad para intentar hacer las cosas mejor. Los triunfos te hacen ganar tiempo para ir moldeando a un equipo en formación y que juegue mejor.

Que esto es fútbol, un hermoso sube y baja, donde las derrotas te hacen tambalear y las victorias te vuelven a poner de pie. Trepando, como de nuevo en la tabla de posiciones. Que nos dejó el triunfo a dos puntos de la punta, en posición expectante. Se renueva la esperanza avanzando de nuevo, de abajo hacia arriba. Y de atrás para adelante.

Artículos relacionados